LA VOZ DEL CORAZÓN

Cuando tienes dudas o sientes inseguridad al tomar una decisión, es porque no estás escuchando la voz de tu corazón.

En tu cabeza hay muchas voces. Están las voces de papa y mama. La voz de tu jefe, de tu pareja, de tus hijos y tus amigos. También hay una voz mucho más difusa e inconcreta pero que resuena con fuerza en muchas personas, que es la voz del “¿qué dirán?”. Y por supuesto están las voces emocionales del miedo, la angustia, la vergüenza, la culpa, la pereza, la tristeza o la rabia.

Detrás de todas esas voces está la voz de tu corazón. Tu verdadera Voz Interior, que es algo muy diferente al diálogo interior, este es precisamente el parloteo de las otras voces. La voz de tu corazón no se equivoca nunca y sabe lo que es mejor para ti.

Es paradójico que siendo parte de nuestro sistema de guía interior, hemos desaprendido a escucharla. Y digo hemos desaprendido porque sigue estando ahí, sigue hablando y diciéndonos que es lo mejor, por donde tendríamos que seguir o en que punto conviene parar. La razón por la que no escuchamos la voz del corazón, es porque prestamos mucha más atención a las otras voces. Nos hemos hecho unos expertos y adictos al autoengaño. El autoengaño enmudece la voz del corazón. En realidad la amordaza y la silencia.

Aunque nadie conscientemente quiere engañarse y lo negamos rotundamente cuando nos señalan nuestras contradicciones, en realidad necesitamos mentirnos para sostener la incoherencia de nuestra realidad. Porque gracias al autoengaño hacemos creíble lo increíble, justificamos lo injustificable y argumentamos con razones indefendibles la conducta de nuestro yo más infantil, asustado y dependiente.

El autoengaño anestesia los hechos que ayer nos resultaban insoportables, altera la memoria y consigue que le quitemos importancia a lo que tanto nos hacía sufrir o tanto deseábamos, hace que miremos hacia otro lado y creamos posible lo que resulta insostenible y cae por su propio peso, y como la orquesta del Titanic, tocamos otra pieza mientras el barco se hunde.

Pero la voz del corazón sigue latiendo detrás. Sigue serena y perseverante señalando lo mejor para nosotros, iluminando el camino a recorrer. Nuestros personajes pueden fingir que son sordos, ciegos y tontos, pero más allá del autoengaño continúan escuchando el rumor de fondo de la Voz interior.

Al final la realidad siempre se impone, tardará unos segundos, unos días o unos años, pero al final, las decisiones que nos negamos a tomar, ella las toma por nosotros. Y cuando la realidad lo hace, siempre es a lo bestia, de una manera rotunda y sin contemplaciones.

Por eso vale la pena escuchar la voz de tu corazón.

Frase: “Quien escucha la voz del corazón no se equivoca nunca” · Dalai Lama

ESCÚCHALO AQUÍ:


RECOMENDACIÓN:

El camino de la intuición” · Anne Salisbury y Greg Meyerhoff

Nuestra intuicion es muy superior a la razón, por ser nuestra conexión con la parte más elevada de nosotros mismos.
En este libro encontrarás la información clave que Anne y Greg han recibido para lograr sacar el máximo partido a nuestra intuición. Entenderás el mecanismo con el que estás creando tu realidad, qué papel juega el amor a uno mismo en ese proceso, y cómo puedes originar y sostener las realidades que desees experimentar.
Si utilizas la intuición como forma de tomar decisiones, El Camino de la Intuición te empoderará para que puedas profundizar más y hacer que tus capacidades intuitivas florezcan completamente.
Anne Salisbury y Greg Meyerhoff nos explican de forma clara y sencilla cómo mantener limpio y activo el canal de comunicación con la Fuente para poder beneficiarnos de toda la información, la energía vital y los dones que siempre están a nuestra disposición.

 

No hay comentarios

Deje un comentario